Sociedad Limitada o Sociedad Limitada Unipersonal, ¿Cuál elegir?

¿No sabes qué elegir entre una Sociedad Limitada o Sociedad Limitada Unipersonal? En este artículo te aclaramos todas las dudas. ¿Necesitas asesoramiento? Contáctanos.

Al momento de registrar tu empresa, conviene que sepas elegir entre una sociedad limitada o sociedad limitada unipersonal. Aunque no parezcan muy diferentes debes considerar que ambas presentan detalles propios que no se deben ignorar pues pueden ser importantes.

Si, como muchos otros emprendedores, te encuentras en la disyuntiva a la hora de escoger estas dos figuras entonces has llegado al lugar indicado. Aquí encontrarás todo lo que necesitas saber para ello.

 

Diferencias entre una Sociedad Limitada y una Sociedad Limitada Unipersonal

 

De entrada, debes saber que la Sociedad Limitada es un tipo de sociedad mercantil que se caracteriza precisamente por limitar la responsabilidad de sus miembros. Es decir, las obligaciones frente a los acreedores, por ejemplo, solo serán saldadas con el patrimonio de la propia sociedad y no con el patrimonio personal de los socios.

Esto no se refiere al administrador, que puede ser cualquiera de los socios o un tercero sino a los dueños de la empresa, aquellos que perciben sus “beneficios”.

Ahora bien, dependiendo de cuantas participaciones posea cada socio, así será igualmente el grado de responsabilidad y control sobre la empresa. Es en este punto precisamente donde se encuentra la diferencia que estamos buscando.

El punto clave que distingue la Sociedad Limitada (SL) de la Sociedad Limitada Unipersonal (SLU) es la cantidad de socios que la componen. Así, una Sociedad Limitada está compuesta por dos o más socios mientras que la Sociedad Limitada Unipersonal solo cuenta con un único socio.

Esto supone algunas consecuencias interesantes, pero ya sea sociedad limitada o sociedad limitada unipersonal, las dos operan esencialmente igual con lo que no se suele insistir en esta materia.

De esta manera, ambas se fundan en torno a un capital social, siguen las mismas formalidades para su constitución y cuentan con los mismos órganos para su funcionamiento. Lo que si cambia es que en el caso de la SLU la publicidad requerida es mucho mayor, con las implicaciones que esto conlleva.

Es así como, por ejemplo, si la unipersonalidad es sobrevenida, se debe registrar esta condición durante los próximos 6 meses.

En cualquier caso y sin importar su procedencia, siempre se debe dejar plenamente identificado el socio único. Lo mismo ocurre con la condición de “unipersonal” pues se debe dejar constancia expresa en cualquier tipo de comunicación, desde facturas hasta publicidad.

 

Ventajas de la Sociedad Limitada

 

Tomando en cuenta lo anterior, se pueden apreciar dos ventajas fundamentales de la SL a la hora de escoger entre sociedad limitada o sociedad limitada unipersonal

 

Capital Social

 

En este caso, se parte del principio lógico de que mientras mayor sea la cantidad de socios mayores serán los recursos de los cuales pueda disponer la sociedad. Por supuesto, esto estará limitado por lo que cada uno de ellos aporte al momento de la constitución o al modificar el capital social actual.

Asimismo, es lógico suponer que cada uno de los socios pueda poner a disposición de la empresa recursos con condiciones más favorables que las previstas en una simple contratación.

 

Formalidad

 

En la práctica y a la hora de realizar diferentes tramites, una Sociedad Limitada no requiere de trámites adicionales como si exige la SLU tal como se mencionó anteriormente.

Esto es particularmente importante en materia contractual ya que todo contrato celebrado por la SLU con su único socio debe ser formalmente registrado. En caso de no hacerlo no podrá ser opuesto al resto de acreedores en caso de necesidad.

 

Ventajas de la Sociedad Limitada Unipersonal

 

Por su parte, la segunda opción entre sociedad limitada o sociedad limitada unipersonal, también cuenta con atractivas ventajas.

 

Control

 

Quizás la razón fundamental cuando se trata de elegir, en la SLU todas las participaciones son del único socio y, por tanto, cuenta con el control total de la empresa. Ya que no comparte la propiedad sobre la misma, esto acelera la toma de decisiones y permite al único dueño definir por si mismo el rumbo de acción.

De igual forma, puede contar consigo mismo como administrador o con un tercero designado a tal efecto.

 

Traspaso

 

Un punto menor pero también digno de consideración es que resulta mucho más sencillo acordar el traspaso de participaciones. Obviamente, esta ventaja solo se mantiene si el traspaso es total.

 

¿Qué elegir entre Sociedad Limitada y Sociedad Limitada Unipersonal?

 

Tomando en cuenta las ventajas de cada una de estas sociedades, solo queda una pregunta, ¿Cuál elegir? Todo depende de tus intereses y condiciones particulares.

Si lo que te interesa es contar con mayores recursos tal vez sea mejor asociarte con mas personas. Si, por el contrario, ya tienes un capital social más que suficiente y prefieres obviar discusiones y acuerdos, una SLU puede ser tu mejor opción.

En todo caso, ten en cuenta que una SLU puede ser de origen (constituida expresamente así) o sobrevenida, cuando por cualquier razón el 100% de las participaciones las lleva a tener una misma persona. Esto quiere decir que una opción no impide la otra más adelante si las circunstancias o tus intereses cambian.

 

Registra tu Sociedad Limitada con Nosotros

 

Seguro ya tienes claro tu proyecto y tus intereses, pero para darle la forma final nada mejor que acudir a los mejores asesores. En Gestoría Tomas contamos con más de 40 años de experiencia y estaremos encantados de poder ayudarte.

Puedes contactarnos por Whatsapp haciendo click en el botón de abajo a la derecha o visitando nuestra página de contacto.

Abrir Chat
¿Necesitas ayuda?
Hola,
¿En qué te podemos ayudar?